La misión es: lograr el maquillaje perfecto

Comparte en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPrint this page

**Los días libres son ideales para practicar frente al espejo técnicas novedosas para maquillarse y  probar con aquellos cosméticos que no se utilizan diariamente

Por Raxiels Galindo

La tendencia en cuestión de “make up” para el día actualmente es lucir una apariencia lo más natural posible, como si tuvieras la cara lavada y una piel lozana lo que conlleva a verse mucho más joven, para esto es importante procurar la salud de la piel y así eliminar todo tipo de imperfecciones que te impiden sacarle el mejor partido al rostro, tales como las molestas ojeras, manchas y puntos negros sin dejar de mencionar al enemigo público número uno, los granitos. Para conseguir ese rostro perfecto que todas buscamos es fundamental conocer los puntos fuertes para realzarlos, como también detectar esos pequeños detalles que a lo mejor no gustan tanto y disimularlos. La idea de todo esto es que el maquillaje se convierta en nuestro mejor aliado, aplicando las mejores técnicas y productos existentes como herramienta para esculpir el rostro y enaltecer la belleza femenina.

Para alcanzar este fin es importante seguir ciertos pasos previos que ayudan a preparar el lienzo cual artistas. El primero de estos aspectos es la hidratación del cutis, aplicar hidratante en la zona de los pómulos especialmente sirve para dar luminosidad y combatir la piel grasosa. Próximo a esto sería la aplicación de una crema para ojos que se encargará de desinflamar esas bolsitas que se alojan debajo de manera instantánea, permitiendo aplicar seguidamente el corrector de ojeras, el cual debe ser un tono más claro que el de la piel para que cumpla la función de neutralizar los tonos más oscuros que nadie quiere en su cara.

Llegando al punto de aplicarnos la base, es primordial elegir correctamente el color de esta, el cual debe ser de la misma tonalidad de la piel, ni más claro, ni más oscuro para evitar que se note dónde comienza o termina el maquillaje. Ahora bien, cuando llega la noche y es el turno de aplicar color, los puntos focales son los ojos, las mejillas y los labios, es aquí donde podemos jugar con las diferentes tonalidades existentes, arriesgarnos a experimentar con colores nuevos o nuevos estilos y definir si el resultado es satisfactorio.

Aquí tienes algunos trucos para lograr ese maquillaje perfecto:

  1. Pestañas: unas pestañas largas y bien definidas realzan la mirada y ayudan a complementar el maquillaje.
  2. Delineador: usar el azul turquesa como delineador suena raro, pero es un color que ha sido tendencia esta temporada y se podría describir como fresco e inesperado, brillante e impactante.
  3. Labios: el rojo nunca, nunca pasará de moda, se puede jugar con su amplia gama de tonos y elegir el que más te agrade o mejor te quede… los labios rojos siempre serán un acierto.
  4. Sombras: la clave para que los ojos brillen es elegir una sombra discreta, el truco está en expandirla por todo el párpado y no dudes en aplicar color en el contorno interno del lagrimal.
  5. Cejas: las cejas fuertes y bien definidas son lo de hoy, al sacarte las cejas retira solo los vellos que se salen abruptamente del arco central. Mientras más pobladas mejor se verán. Si tienes cejas delgadas y poco pobladas, puedes intentar rellenarlas con sombras marrones.
  6. Mejillas: los tonos corales son la tonalidad perfecta para combinar con el maquillaje que lleves, los tonos durazno y rosado pálido denotan inocencia y al mismo tiempo picardía.